Top Stories

Saúl Craviotto: “No me considero una leyenda”


Saúl Craviotto es, nada más y nada menos, el deportista español con mejor palmarés olímpico. El 7 de agosto, en el canal Sea Forest, en Tokio, el plata en K4 500 con Carlos Arévalo, Marcus Cooper y Rodrigo Germade. Una recompensa tras un ciclo amargo, en el que en abril de 2020 volvió a patrulla por Gijón (Es la Policía Nacional) durante el encierro por el coronavirus.

Entonces, el catalán afincado en Asturias, ya contaba con cuatro medallas olímpicas. Fue campeón en Beijing 2008 en K2 500 (con Carlos ‘Perucho’ Pérez Rial), plata en Londres 2012 en K1 200, oro en Río 2016 en K2 200 (con Cristian Toro) y bronce en K1 200 en la misma cita. Un récord brutal que le hizo empatar con su compañero piragüista David Cal en número de medallas (El gallego añadió uno de oro y tres de plata).

-Cuatro meses después, ¿la plata sabe mejor que en Tokio? Debido a que eran solo 226 milésimas del oro de Alemania, lo tenían muy cerca.
-Me sabe similar. No tenía mal sabor de boca. Sí es cierto que estar segundo por tan poco genera un poco de enfado de momento, pero no. Hicimos la carrera perfecta y acabé muy contento con lo que había conseguido.

-Dijo allí que necesitaba desconectarse. ¿Ha hecho?
-¡Si la verdad! Buscaba perderme la rutina de entrenamiento y lo he conseguido. He hecho bien mis deberes y estoy ansioso y entusiasmado. Ya he empezado a entrenar, aunque no me quedo quieto en cuanto a compromisos. Dentro del caos, trato de tener una rutina ya.

-El 3 de noviembre cumplió 37 años, pero no le ha costado mucho, entonces, volver a recoger la pala…
-¡De ​​ninguna manera! Tenía muchas ganas de volver a verme con chispa y entusiasmo.

-¿Qué piensas cuando te describimos como ‘leyenda’?
– (Bufa) Lo asumo con naturalidad, no me considero una leyenda, sino un piragüista ordinario que ha tenido buenos resultados. Pero agradezco el amor, por supuesto.

“Voy a intentar estar en París, pero los jóvenes están presionando mucho”

-¿Qué deportistas tienes en esa categoría de ‘leyenda’?
-David Cal es una gran leyenda y un referente, alguien a quien he admirado a lo largo de mi carrera. Pau Gasol, por lo que es y transmite fuera del terreno de juego. Y Rafa Nadal, Fernando Alonso… Los que todos los españoles admiran.

-¿Y qué te dijo David Cal cuando se conocieron en España?
-Iba a un evento en Granada y al pasar por Murcia le pegué un poco por el camino. Estaba trabajando y acordamos comer. Nos llevamos muy bien, somos muy buenos amigos y no hay ni un bocado saludable por los colores de las medallas. Es muy bueno tenerlo como referencia.

-Dice que Cal se sacudió el miedo a ganar …

-Cuando empecé a ir al Campeonato del Mundo o de Europa cuando tenía 17 o 18 años, quién era quinto o sexto era una barbaridad. Vimos a Merchán, Jovino, gente que terminó quintos en algunos Juegos y nos parecieron unos tontos. Llegó David y las medallas cayeron como pan caliente. Nos dimos cuenta de que había que quitar los complejos, que los alemanes o los húngaros podían ser derrotados. Desde que abrió el melón, no hemos parado.

-En Tokio, Teresa Portela finalmente ganó una medalla de plata. Con 39 años. Estaba muy feliz por ella. ¿Qué opinas de la trayectoria de tu pareja, el mensaje de compromiso que transmite?
-Teresa no es consciente de lo que ha transmitido al resto de piragüistas ya la sociedad. Quien lo sigue, lo obtiene. En su caso, en sus sextos Juegos. Es el ejemplo de perseverancia, constancia, ilusión, buen hacer. Siempre con una sonrisa en su rostro, nunca tiró la toalla. Porque la amo tanto, me hizo muy feliz.

-¿Qué planes deportivos más inmediatos tienes?
-No sé qué competiciones hay a la vista… siempre hay Mundiales y europeos. Pero paso a paso. Empieza un nuevo ciclo y hay que reubicar todo. Ahora se abre el embudo. Hay jóvenes con potencial brutal y hay que poner toda la carne a la parrilla, remover el cóctel y ver qué sale. Si merezco estar en un barco, intentaré dejar el alto dosel. Es hora de luchar y luchar, porque esto es deporte.

“¿Repetición de K4 en Tokio? No se trata de gustos, sino de méritos “

-¿Te has sentado despacio con tu entrenador, Miguel García, a hablar del acercamiento a París 2024? Solo habrá K1 1,000, K2 500 y K4 500. Habrá disparos para estar allí.
-Cada edición quitan más plazas mientras aumenta el nivel en España. Mala mezcla. Todo el mundo quiere estar en unos Juegos y se complica. No le he hablado de cómo vamos a orientar todo.

-Pero ¿estarás seguro en París 2024?
-¡Voy a tratar de! Voy a hacer lo que pueda, pero vienen apretando.

-¿Qué significa Miguel García para ti? Han estado juntos desde su primera medalla en un Mundial Juvenil (Brasil 2001).
-No puedo concebir mi carrera deportiva ni mi vida sin él. Es alguien muy especial. He estado con él desde que tenía 16 años en el día a día. Salgo de casa a las ocho de la mañana y llego a las siete de la tarde y paso ese tiempo con él. Es como un hermano. Somos uno. Mis medallas son tuyas.

– ¿Sería conveniente que la Federación aclarara los criterios de clasificación mucho antes y trabajara con más tranquilidad?
-Sí. Cuanto antes se definan las reglas, mejor. Para que no sucedan cosas raras. Si todo el mundo sabe cuáles son las cartas y cuándo va a ser el juego, si te gusta el juego lo aceptas y si no te levantas y te vas. Pero no puedes cambiar las reglas a mitad del juego.

-¿Te gustaría repetir el K4 500 en Tokio?
-No le va a gustar. Este no es un club de amigos. Me llevo muy bien con Arévalo, Cooper y Germade. Pero también con Juan Oriyés, Roi Rodríguez o Albert Martí. Pero esto es una cuestión de meritocracia. Quienes hagan el K4 más rápido serán los de París. Y si no entro, lo acepto.

-Cada vez son más los deportistas que salen a contar los problemas de salud mental que se derivan de los deportes de alta competición. ¿No aprecia lo suficiente lo difícil que es? Ha estado fuera de casa desde que tenía 15 años.
-Se habla más desde el caso de Simone Biles. Es algo de lo que cuidar. Lo primero es la salud. No tiene por qué avergonzarse de abrirse o trabajar con psicólogos. Todos hemos pasado por momentos difíciles.

“Hay que saber retirarse, y después de París no tendré viaje. Quiero seguir en el deporte ”

-¿Qué aprendiste de tu aventura en MasterChef? ¿Lo veremos en algo similar?
-¡Para freír un huevo! En resumen, cocinar. También conocía un mundo diferente al mío y fue muy bueno para mí cambiar de aires. Llevo remando en grandes competiciones desde los 15 años y parar un año, que también fue post-olímpico (2017) fue positivo. Además de eso, gané y eso me abrió un amplio abanico de posibilidades y ha hecho que el piragüismo sea más conocido. Una cosa me ha ayudado a otra. Fue una experiencia única.

-Publicar en breve un libro de gastronomía. Y creo que tiene una participación en un restaurante en Londres. ¿Las estufas te dejaron marcado?
-Sí Sí. Me ha despertado la pasión por ese mundo. Es un libro de recetas tradicionales, platos de cuchara, fabadas, contundentes… ¡Cómo me gusta!

-¿Cómo te ves dentro de unos años? ¿Volver a la primera línea de la policía cuando renuncie?
-Yo no sé. Ahora pienso en el corto y mediano plazo. Sé que después de París no tendré una gira, así que por el rabillo del ojo debo mirar hacia el futuro. Hay que saber retraerse, saber que todo tiene un principio y un final. Ya veremos. Mi pasión es el deporte y me gustaría seguir vinculado.

-Italia, donde muchos atletas pertenecen al ejército o la policía, ha sido uno de los países ganadores en Tokio. ¿Debería explotarse más esa línea aquí?
-Es la línea. El ideal. La mayor preocupación del deportista es el precipicio de la jubilación, cuando llevas toda la vida representando a tu país y ya no vales la pena, te lesionas o eres viejo. Es la cruda realidad. Los cuatro alemanes que nos derrotaron en Tokio son militares. Tienen lugares para representar al país, como en Italia o Francia. En Eslovaquia todos son policías, en Rusia militares… Sería maravilloso que se diera ese paso en España, para ofrecer ese trabajo y esa oportunidad económica.



Source link

https://watchlivenow.org

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Back to top button